LA MESA HABLA RECETAS

Receta de fideuá de pulpo

La fideuá es un guiso marinero originario de Gandía. Es un plato muy arraigado en la cocina mediterránea que se consume todo el año, pero parece que apetece más en verano. Hoy traemos nuestra fideuá con pulpo. ¿La preparáis con nosotros?

Origen de la fideuá

receta de fideuá

La fideuá, también llamada fideuada, es similar a la paella en elaboración, pero la diferencia fundamental es el cambio del arroz por pasta, fideos concretamente. Como en el caso de otros platos, existen diferentes teorías sobre el origen de la fideuá, pero la más extendida y aceptada, o viceversa, se refiere a principios del siglo XX y tiene como protagonista un cocinero de un barco pesquero del puerto de Gandía llamado Gabriel Rodríguez Pastor, Gabrielo.

fideua

Fideuá de langostinos

Al capitán del barco le gustaban tanto sus arroces que apenas dejaba nada para la tripulación. El cocinero cambió el arroz por fideos en una de sus recetas de arroces para ver si el capitán no le gustaba y comía menos. Se equivocó. Comió más que nunca. Y trajo su receta a tierra: la fideuá.

Nuestra receta: fideuá con pulpo

Fideuá

receta-fideua-pulpo-mesa-habla-14

Fideuá

Ingredientes

Fideuá

Receta para 4 personas elaborada en una paella de 45 cm de base:

  • 400 g Fideos del nº 4.
  • 2 kg Pulpo, aproximadamente.
  • 32 Hebras de azafrán (usamos 8 hebras por persona)
  • 1.250 ml Caldo.
  • 1 Tomate grande, rallado.
  • 2 Ajos, picados.
  • 1 Cucharadita colmada de pimentón dulce.
  • 125 ml Aceite de oliva virgen extra.

Pulpo sin cocer y cocido, respectivamente

Elaboración

Fideuá

Cocemos el pulpo en olla rápida y sin nada de agua, así conseguimos un caldo de pulpo con todo su sabor, sin posibilidad de diluirse. Lo cocemos con la cabeza hacia abajo a razón de 10 minutos por kilo de pulpo. Puede hacerse con anterioridad.

receta-fideua-pulpo-mesa-habla-04

Necesitaremos 1250 ml de caldo. Como probablemente no consigamos esa cantidad con la cocción del pulpo, completamos con otro caldo de pescado o marisco que tengamos.

Calentamos las hebras de azafrán durante 25 segundos en el microondas. Calentamos, igualmente, una taza de caldo y deshacemos con los dedos las hebras de azafrán dentro del caldo. Infusionamos hasta que nos haga falta.

Salteamos las patas de pulpo enteras en la paella con el aceite. Reservamos y cortamos en rodajas las partes más gruesas, dejando las puntas enteras para adornar por encima al terminar.

receta-fideua-pulpo-mesa-habla-08

La técnica en esta receta es muy importante, Y es que el fideo se fríe en aceite antes de añadir el caldo. Doramos los fideos ligeramente y reservamos.

receta-fideua-pulpo-mesa-habla-09

Añadimos la pulpa de tomate y el ajo y freímos hasta que se evapore el agua y empiece a cambiar de color.

Apagamos el fuego, esperamos unos segundos, y echamos el pimentón sobre el tomate y mezclamos bien.

Encendemos el fuego de nuevo, añadimos los fideos y las rodajas de pulpo. Mezclamos bien y salteamos durante un par de minutos más.

receta-fideua-pulpo-mesa-habla-12

En este punto deberemos tener todo el caldo bien caliente, hirviendo. Lo añadimos a la paella. Distribuimos uniformemente los fideos y las rodajas de pulpo. Añadimos las patas de pulpo.

receta-fideua-pulpo-mesa-habla-13

Probamos el caldo y corregimos el punto de sal.

Cocinamos a fuego fuerte de 11 a 13 minutos, el tiempo recomendado para estos fideos. Si usamos otros que requiriesen un tiempo distinto, tendríamos que ajustar la cantidad de caldo necesario.

receta-fideua-pulpo-mesa-habla-16

Dejamos reposar 5 minutos antes de comer.

receta-fideua-pulpo-mesa-habla-19

¡Y solo toca disfrutarla! Se suele acompañar de limón o alioli.

Sabiduría popular

Cuando hablamos de “juntar el hambre con las ganas de comer”, el refranero español no se refiere a la gastronomía: se refiere a que dos o más personas coinciden en afinidades o faltas o necesidades.

Pues nosotros vamos a hablar de la faceta gastronómica. Porque no hace falta tener hambre para degustar una exquisitez como la fideuá, un gran plato de pasta y marisco. Pero si hay que juntarse con varios a los que también les guste, volvemos a tirar de refranero y decimos que “donde comen dos comen tres”.

¡Buen provecho!

Receta e imágenes por cortesía de César González, colaborador habitual de esta web.

No Comments

    Leave a Reply

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.